La lumbalgia dolor en la espalda baja, es la primera causa de incapacidad laboral de acuerdo a el Instituto Mexicano del Seguro Social, (IMSS).

Por ello, Befocus recomienda a la población abatir el sedentarismo, hacer ejercicio,  tonificar los músculos en general y la espalda en particular, realizar estiramientos y ejercicios de elasticidad, mantener un peso adecuado, evitar permanecer largos periodos sentado y no cargar objetos de manera inadecuada para prevenir el dolor lumbar.

Es importante acudir a un especialista y recibir tratamiento en caso de detectar síntomas y dolor dicha zona.

 

TIPS PARA PREVENIR LA LUMBALGIA:

1. Reiteramos son para prevenir, no para curar eso debe ser estrictamente supervisado por el especialista que recomendará el tratamiento a seguir en caso de tener algún grado ya de lumbalgia

2. Estando de pie: mantén una postura erguida, sin encorvar los hombros, acostumbrate a estar monitoreando a lo largo del día tu postura

3. Estando sentado: mismo caso que de pie, monitorea tu postura no encorves la espalda, apoya los pies en el piso todo el tiempo, evita cruzarlos o subirlos a la silla.

4. En ambos casos, parado o sentado siempre mantén tu estomago contraido, ayuda a proteger tu espalda de movimientos bruscos que realices, estéticamente hará que se te vea una área abdominal y de cintura más pequeña.

EJERCICIOS:

1. Si acudes al gimnasio realiza trabajo para espalda baja en los diferentes aparatos que hay para tal efecto,  tal como las hiperextensiones, realizalo de forma controlada  y continua con pesos moderados o libre en un mínimo de 12 repeticiones para 2-4 series dependiendo de tu condición física y objetivos de entrenamiento.

2. No importa si no vas al gym, en casa puedes hacer lo siguiente: recuéstate en el piso boca abajo, con brazos y piernas estirados y muy suavemente eleva el tronco, basta 5 a 8 centímetros guiándo el movimiento con los brazos y haz de 3-4 series de 8-12 repeticiones.

3. Haz ejercicios para los músculos abdominales comienza por el más básico que son los encogimientos que consisten en estar acostado boca arriba con las piernas flexionadas a partir de esta posición eleva tu tronco guiando los hombros hacia arriba y hacia el frente de forma suave tus brazos pueden estar estirados hacia arriba, en tus costados o con las manos atrás de tu cabeza.

Pronto más tips y ejercicios para prevenirla.